El Teatro Medieval, orígenes y géneros julio 2018

El Teatro Medieval, orígenes y géneros

¿Qué es el Teatro Medieval?

Tiene la forma de drama litúrgico que se escenificaba en la Iglesia católica romana. Igualmente, este teatro se llevaba a cabo con frecuencia a través de festivales de tipo pagano y popular. Por lo tanto,  en el siglo X, los diferentes ritos eclesiales, tales como la misa, se hacían como una representación dramática.

Se considera que a comienzos de la edad media en la práctica no existía el teatro medieval porque los escenarios que habían sido construidos por los griegos y romanos ya eran restos arqueológicos. Por lo tanto, los escenarios en los que se realizaba este teatro era en las iglesias y catedrales por lo que solo estaba permitido representar lo religioso. Así, se escenificaban dramatizaciones de relatos evangélicos y bíblicos de manera solemne y con ropajes eclesiásticos, a los que se le iban añadiendo de acuerdo a los personajes, elementos identificadores, tales como, alas, coronas, capas, entre otros. Tomando los papeles femeninos, los jóvenes clérigos. Una representación emblemática eran los actos navideños en los que también participaba el pueblo. Así mismo, se conservan en la actualidad representaciones del teatro medieval, declaradas patrimonio de la humanidad por la UNESCO, tal es el caso del “Misterio del Elche”, sobre la asunción de la virgen, que aún hoy día se representa tal como era en ese tiempo.

¿Cómo se desarrolló el teatro Medieval?

El Teatro Medieval está conformado por  los espectáculos de bufones y juglares que hacían combinaciones de relatos con poesía lírica, música, acrobacia tomados de los personajes cómicos del teatro romano. Así mismo, se toman en consideración las farsas populares de raíz juglaresca, escritas y representadas por Adam de la Halle, de origen Francés y junto a ellas las llamadas moralidades de carácter didáctico.

Este teatro tiene manifestaciones diferentes en cada país de Europa. Así en Inglaterra los llamados “fools” (locos), bufones juglarescos iban por las cortes, posadas y plazas públicas, haciendo sus representaciones. También los gremios celebraban a sus patrones con escenificaciones públicas de vidas de santos sobre tablas provisionales. Mientras que en las cortes se hacían las llamadas “masks”, mascaradas acompañadas de música y bailes.

En Alemania se inició tímidamente el teatro medieval con los llamados “meistersingers” maestros cantores y la famosa celebración del carnaval. De igual manera, en Baviera se conserva aún hoy en día la representación popular de la pasión, que es una mezcla de lo religioso con lo profano.  

En este sentido, el drama sacro, del teatro medieval, se va cambiando de manera progresiva de escenario, llevandose a la calle, en la plaza pública, incorporando poco a poco elementos profanos. Tampoco se condenaba por la iglesia el hecho de hacer  estos espectáculos religiosos, ni la gente era excomulgada por ello. Por lo que había de todo público, gente de todas las clases sociales: villanos, artesanos y nobles, incluso algunas veces participaba  el mismo rey.
En España, Alfonso X el Sabio, escenificaba la obra legislativa de las Siete Partidas, en la que se permite que los clérigos actúen pasajes evangélicos, como el Nacimiento, la Adoración de los Pastores y de los Reyes, así como también,  la Resurrección de Cristo. Sin embargo, al mismo tiempo no se permiten las representaciones profanas dentro de la Iglesia y los textos antiguos conservados, tienen anonimato, tal es el caso del Acto de los Reyes Magos, del siglo XII. No obstante, el primer actor que se conoce de estas obras de teatro, es Gómez Manrique, con obras de temas religiosos en las que ya se identifican elementos profanos y populares. Pero en el siglo XV se identifican representaciones de plazas públicas llamadas “Danzas de la Muerte”, texto de este último autor, incompleto. Por lo tanto, la danza de la muerte, era una danza con la muerte personificada que invitaba a bailar a individuos de todas las clases sociales y edades. La gente entablaba un diálogo con la muerte, y el escogido se negaba a acompañarla en su baile, pero al final, de manera inevitable se le unía, y por cada diálogo aumentaba el número de danzarines. Se vivía en el teatro lo igualitario de la muerte, de un mundo con  turbulencias sociales y políticas, de grandes desigualdades, y golpeado así mismo, por la peste negra y la guerra. De igual manera, existe otro escritor actor llamado Lucas Fernández que comienza la escenificación de la adoración de los pastores, diálogos entre ellos, en la naturaleza, incorporando personajes plebeyos que motivaban la risa en los nobles cortesanos. De ellos existen cancioneros con ocho piezas de teatro, para representación en la corte, de temas profanos, aunque se relacionaran con lo religioso.

En  Sicilia, Italia, se tiene conocimiento de un teatro más sencillo que era el de las compañías ambulantes que viajaban por Italia. Era un teatro de filakes, que produjo las farsas atelanas. No llevaba texto, popularizando diversos tipos cómicos: el macus o goloso, el buccus o estúpido, entre otros.  Por lo tanto, con este teatro se alimentaron las formas teatrales populares de la edad Media e influyó sobre la comedia en el Renacimiento. De igual manera, en el siglo XI el latín se fue implementando en sustitución de las lenguas vulgares. Por lo que, las escenificaciones se llevaron de los atrios a las plazas públicas complicando la decoración y ya en los siglos XIII y XVI se levantaban  grandes tarimas, sobre las que se instalaron los distintos escenarios.

¿Cuales son los tipos de teatros Medievales?

El teatro Medieval se divide  a su vez en dos tipos: El medieval mismo y el profano.

El Teatro Medieval mismo

Este primer teatro se consideró como  un teatro primitivo y lo constituían las representaciones religiosas que se hacían en los templos, en portales y atrios, sobre temas tomados de la Biblia. Eran escenificaciones de los misterios,  también de la moralidad, con personajes alegóricos.

El Teatro Profano

Se dividía a su vez en Teatro profano culto y popular.

El Teatro Profano Culto

Las escenificaciones se llevaban a cabo en  las corte y en los colegios sobre temas clásicos griegos y latinos.

El Teatro profano popular

Los escenarios eran realizados al aire libre, actuado por comediantes y juglares en las comunidades, con representaciones de dos días a un mes, cada cuatro o cinco años.  

Por otra parte, el surgimiento del teatro medieval, se da por varias razones, entre ellas, la involución del teatro romano, producto de la decadencia moral del imperio romano, también se produjo una insensibilidad para lo teatral de los conquistadores teutónicos, de igual manera, la hostilidad por estos actos que presentaba la Iglesia. Por lo tanto, los dramas y rituales en la misa de comunión del siglo IV, los actos tales como  la procesión del domingo de ramos, el antifonal eran considerados como actuaciones de teatro que conformaron el teatro medieval. Así, el núcleo de la misa era fijo y constante, no obstante, algunas veces se podían integrar los llamados tropos.

Uno de los tipos relevantes del teatro medieval profano, fue el drama actuado  en las misas, con un contenido moral y edificante. En la liturgia se van desarrollando cortos diálogos en latín y luego se van introduciendo pequeñas escenas con personajes del Antiguo y Nuevo Testamento como también de la vida de los Santos. Los escenarios se consideraban elementos de utilería o fondo, tal es el caso del Sepulcro, el cielo, el infierno, el limbo, el Templo de Jerusalén, el Establo de Belén. Por lo tanto, se sabe que la primera obra escenificada en el exterior fue la obra de Adán, realizada frente a la iglesia, cuyo escenario estaba  constituido por un crucifijo, luego se escenificaba el paraíso, con flores fragantes, y árboles con frutas pendientes, el infierno que se asemejaba a un lugar con mansiones, el cielo  y un lugar donde se encontraba pilatos y sus hombres.  Por lo tanto, se montaba una obra teatral y el protagonista se enfrenta con personajes de diversos atributos morales que intentan llevarle a una buena vida. Los protagonistas de la mayor parte de las moralidades representaban la humanidad y una clase social como también, los personajes secundarios eran catalogados como buenos y malos.

¿Cuales son los principales representantes?

La literatura reporta el año de 1765 para la denominación del drama moral, sin embargo para la iglesia era más bien un “interludio moral”, un “interludio sentencioso”. Por lo tanto, se considera que la primera obra aprobada por la iglesia fue la obra de la plegaria de Dios, en la que los personajes bíblicos y sus perseguidores fueron reemplazados por figuras alegóricas, ya que tanto los personajes como las cosas abstractas buscaban salvar el alma del hombre. De igual manera, las obras de Everyman y Jedermann, comenzaron de manera muy inocente, como una fiesta para el clero menor, sin embargo, en el siglo XII la fiesta de los tontos se tornó muy ofensiva porque comenzaron a permitirse canciones y danzas indecorosas en la iglesia, jugando a las cartas y dados delante del altar, finalmente, haciendo burla de la propia misa. Por lo tanto, el papa Inocencio III emitió una bula por la que ordenaba la exclusión de los misterios en todas las iglesias. Así como también, el obispo de Lincoln identificó los misterios con libaciones, y otros obispos censuraron los ludi o comedias populares. Además había problemas con las escenas de los misterios que incluían diablos y el infierno.  No obstante, en la Edad Media los hombres dejaban su banco de zapateros o su taller de carpinteros para interpretar personajes, y  muchos sostienen que los actores aficionados de farsas en París pronto se volvieron profesionales y presentaron sus comedias en lugares cerrados, cobrando cómodos precios.

El Teatro Medieval, drama litúrgico
Titulo
El Teatro Medieval, drama litúrgico
Descripción
El teatro Medieval tiene la forma de drama litúrgico que se escenificaba en la Iglesia católica romana a través de festivales de tipo pagano y popular
Autor
Editor
tiposdearte.com