Saltar al contenido

Literatura egipcia: qué es, historia de la literatura, desarrollo, características y más

¿Qué es la literatura egipcia?

La literatura de Egipto es una de las principales manifestaciones del mundo literario, dado que es conocida como una de las primeras en la humanidad. La principal característica de la literatura egipcia reposa en el uso de los símbolos y las figuras, conocidas en la actualidad como jeroglíficos. Estas figuras permitirían a los habitantes poder identificar elementos y mantener visualmente distintos elementos que hacían parte de su cultura y de sus actividades diarias. 

Se considera que la literatura egipcia sería el resultado de la voz popular de las primeras civilizaciones conocidas, razón por la que comprende, a la vez, las primeras manifestaciones conocidas y desde las que se empezarán a trabajar muchas otras con el paso del tiempo. 

Historia y origen de la literatura en Egipto 

Uno de los ejes más importantes de la literatura egipcia que permitió en gran parte el desarrollo de la cultura fue la capacidad y el ingenio que trabajan con el fin de obtener respuestas en relación con la existencia de la vida humana y todo lo que les rodea, siendo una de las bases de pensamiento más importante. De estas inquietudes la imaginación de los habitantes empieza a trabajar en la resolución de las incógnitas para dar origen a explicaciones. 

La protoescritura, que es el término que se usa para referirse a los primeros sistemas de escritura que nacen en Egipto, los cuales consisten en una serie de símbolos y figuras, aparecen por primera vez antes de las dinastías, aproximadamente a finales del milenio IV a.C. Estos símbolos eran dibujados en piedras, paredes, jarrones y otra serie de fachadas que les permitían anunciar sus costumbres y prácticas. De esta manera los registros se crean con el objetivo de recopilar información sobre sus actividades. 

Es hacia el siglo XXI a.C, que con la aparición y uso de los papiros, las temáticas de la manifestación literaria empiezan a tener otra serie de variantes, entre las que se incluyen textos fúnebres, así como epístolas, poemas e indicios de autobiografías. A esto se suma el aumento de la profesión de escritor, lo que aumenta considerablemente la producción de textos realizados en la época. Sin embargo, una gran parte de la población no estaba alfabetizada, de manera que desconocían el significado tanto de los papiros, como de las escrituras en las paredes y los símbolos, de manera que la escritura se convertirá en un arma fundamental para los gobernantes y pertenecientes a la élite que sacarán gran provecho de ello. 

Con el paso del tiempo son más las personas, de diferentes clases sociales, las que pueden acceder a la escritura y la lectura de figuras y símbolos, lo que facilita la expansión del contenido, especialmente de las leyes. Además, para evitar la pérdida del conocimiento de las primeras manifestaciones, muchos escritores empiezan a transcribir las antiguas escrituras a las nuevas. De esta manera se empieza a recopilar la información, el conocimiento y otra serie de contenidos que serán dispuestos en la conocida Biblioteca de Alejandría, construida a principios del siglo III a.C, y que almacenará una gran cantidad de papiros con información de avances y conocimientos de la época. 

literatura roma

Desarrollo de la literatura en Egipto 

La literatura egipcia es una de las más antiguas en el mundo, razón por la que sus primeras manifestaciones tienen lugar tiempo antes de la invención de la escritura como la conocemos en la actualidad. En Egipto las expresiones literarias se realizarán a partir de jeroglíficos, un conjunto de símbolos, signos y figuras que les permiten a estos habitantes poder transcribir sus costumbres y cultura a paredes, piedras y fachadas que ocupaban en sus asentamientos. 

Más adelante, cuando empieza el uso de otros medios para la escritura de los jeroglíficos, la literatura empieza a evolucionar, de manera que los procesos de escritura permitirán el desarrollo de los que serán los primeros subgéneros de la literatura y que serán clasificados posteriormente. Estos son: poemas, epístolas, textos fúnebres, autobiografías, cartas y los primeros avances en el género narrativo. Además de esto, se verá el uso de recursos estilísticos recurrentes como lo son la invocación a las deidades, el paralelismo, la repetición de ideas y las estructuras gramaticales, y la frecuencia de los temas mitológicos. 

Durante la época también se desarrollan textos proféticos, guiados por las primeras explicaciones de los habitantes con respecto al origen del mundo. Así mismo cuentan con la producción de textos discursivos, lamentos y en algunos casos, literatura apocalíptica. 

Es así que Egipto es el lugar de nacimiento de la literatura como la conocemos en la actualidad, siendo los primeros en desarrollar la escritura y que se convertirán en eje fundamental para el desarrollo de la literatura en el resto del mundo. 

Cartas egipcias

Las cartas, que más tarde serán clasificadas dentro del subgénero epistolar, surgen con el uso de la escritura en papiros, las cuales selladas de barro serán enviadas a distintas zonas, esto en el caso de las cartas más extensas, mientras que también se desarrollaron cartas de menor dimensión que eran enviadas a habitantes cercanos.

Biografías y autobiografías 

Se cree que es en Egipto donde datan las primeras biografías y autobiografías, especialmente del tercer milenio a.C. Estos primeros textos se realizaban con el fin de alabar la continuidad de las figuras que hacían parte del poder dinástico. Eran escritos en primera persona y su contenido, como lo es en la actualidad, estaba destinado a la inmortalización de la vida y la conmemoración de los protagonistas. 

Decretos y otros textos 

El contenido desarrollado, especialmente las biografías y las autobiografías han sido documentos fundamentales de estudio para los historiadores modernos, quienes los han analizado como referencia histórica para extraer una gran cantidad de información de la época, su cultura y tradición. Estos textos, sumados a las listas de reyes y crónicas encontradas, serán claves para el estudio de los decretos reales que eran dictados por los faraones en el poder y en sus diferentes instancias y dinastías. 

Principales características de la literatura egipcia

Entre los rasgos más representativos de la literatura en esta zona, encontramos los siguientes: 

Tema: uno de los aspectos más importantes de la literatura egipcia es la variedad de temáticas que se hallaban en las manifestaciones. Uno de los temas más recurrentes era la mitología, así como también las costumbres de los habitantes, las leyes y algunas otras pautas de conducta que debían seguir para convertirse en ciudadanos ejemplares. Es así que a partir de las leyes, posteriormente, empiezan con la creación de textos. 

Importancia de la mitología: otro aspecto fundamental de la literatura egipcia era la importancia que se le da a la mitología, pues los dioses egipcios se convierten en uno de los temas más importantes y que afectan las vidas a nivel general de los habitantes. Es por ello que asuntos como las maldiciones cuando se rompían los mandamientos divinos, así como otras consecuencias, eran uno de los asuntos más desarrollados con el fin de mantener bajo control a los habitantes. 

Finalidad educativa: de acuerdo a los temas que se desarrollaban, años después nace la necesidad de proponer textos de finalidad educativa, lo cual facilitara el traspaso de los conocimientos a otros habitantes. 

Material usado: lo primero que usaron los egipcios para la escritura fueron los cinceles para tallar en las piedras, aunque también usaron el cálamo, una caña cortada que es similar a un pincel. Para ello usaban pigmentos como el ocre, un mineral y el negro de carbón. Principalmente el cáñamo era usado para la posterior escritura en los papiros, sin embargo este último, con el paso del tiempo, llegó a tener un costo elevado. 

Procesos funerarios: esta práctica será sustancial para el desarrollo literario, debido que a partir de las creencias y actividades, se empiezan a escribir poemas funerarios, que se consideran los primeros textos de literatura religiosa, así como otra serie de poemas con el fin de exaltar los logros obtenidos en vida, himnos y canciones hacia los dioses, manifestaciones que permanecieron en los muros de los templos. 

Escritores: quienes se dedicaban a la actividad de la escritura eran conocidos como escribas, consistía en un grupo social que se encargaba de transmitir, canonizar, almacenar y escribir los textos literarios. Sin embargo, no eran los únicos en conocer el arte de la escritura y la lectura de los textos, sino que había otro grupo de personas que si bien no hacían parte de la profesión, también podían leer y tenían acceso a los textos, a menudo personas de las altas clases sociales. 

literatura nipon

Rpmcipales obras y autores más importantes 

Entre los principales autores de la literatura egipcia podemos identificar a Dua-Jeti, escritor de la Dinastía XIX, Ptahhotep de la época previa a las dinastías, así como otras figuras relevantes entre las que se encuentran Ipuur, Kagemni, Ennana, Naguib Mahfuz, entre otros. Con el paso del tiempo, especialmente en la literatura moderna, Egipto también desarrolla un papel fundamental en la obra literaria, siendo Yaqub Sannu uno de los pioneros del teatro egipcio, quien inspirado en los modelos europeos completa una selección de obras representativas. En la novela resaltaron escritores como Mustafa Lutfi al-Manfalouti y Yuryi Zaydan. 

En cuanto a obras o textos de la literatura egipcia se encuentran: “El relato de un náufrago”, “La historia del rey Khufu y los magos”, “Las aventuras de Sinuhé”, “El relato del campesino elocuente”, “El libro de los muertos” o también conocido como “Peri Em Heru”, entre otros.