Saltar al contenido

Texto didáctico: qué es, origen, características principales y estructura de organización

¿Qué es un texto didáctico?

Se conoce como texto didáctico a todos aquellos textos que tengan como objetivo principal la enseñanza. Por su parte, la didáctica hace parte de la pedagogía, campo que se encuentra estrechamente relacionado con los métodos prácticos de la enseñanza, razón por la que este tipo de textos contiene una orientación enfocada a la educación.

En otras palabras, hablamos de un texto que ha sido creado para la enseñanza y en este sentido, en su concepto didáctico, indica la disciplina pedagógica y científica para estudiar todo tipo de elementos que se encuentran dentro de la práctica de enseñanza y aprendizaje. Los textos de este tipo contienen información que se explica de manera clara, concisa y directa al lector para transmitir el contenido de manera eficaz y puede emplearse en distintas escalas a nivel educativo.

Aquí puedes conocer más sobre los textos no literarios

Origen del texto didáctico

Si bien es muy complejo llegar a identificar los momentos de surgimiento en específico de un tipo de texto, dado que se trata de clasificaciones que se han hecho a lo largo del tiempo. Sin embargo, podemos identificar los primeros pasos de un texto como este.

Es así que su desarrollo estaría vinculado posterior a los primeros géneros que dieron origen a lo que será más adelante los clásicos de la literatura, entre los que encontramos el género dramático, el género lírico y el género épico. Si bien en sus inicios estos textos estaban siendo desarrollados en un formato de crónica, tienen la intención de establecer las normas de convivencia necesarias para los pueblos, a la vez que registrar importantes sucesos históricos.

Origen del texto didáctico

De esta manera, con el paso del tiempo, el texto didáctico empieza a tomar otras formas para la transmisión de los conocimientos a partir de recursos como los monólogos y los diálogos. Fue así que reúne varios recursos y se empiezan a escribir textos didácticos en distintos formatos y para una gran variedad de campos concretos, usados principalmente como apoyo al contenido de los docentes.

Características de los textos didácticos

Ahora que hemos visto un poco del avance de este tipo de textos, es momento de empezar a revisar algunos factores clave que nos permiten distinguirlos de otros de otras modalidades para profundizar en su contenido, estructura y demás. Veamos:

Disposición del contenido

La información que se ubica en este tipo de textos debe tener una organización determinada que induzca a la disposición cognitiva de su lector. Es por ello que la disposición del contenido implica un proceso de organización planeado y detallado, además de dirigido, para que el lector pueda realmente aprender durante su lectura y recorrido, independientemente del campo del conocimiento en el que se centre.

Aumento de la complejidad

Con este aumento nos referimos a una disposición de la información que se va fortaleciendo de manera progresiva. Es decir, en el texto didáctico la información sigue un orden de relevancia en la que se parte de los aspectos más sencillos o básicos, y que serán claves para la comprensión de temas más avanzados. De esta manera, mientras el lector avanza en el texto, podrá ir de manera gradual comprendiendo los conceptos que se van apareciendo en el camino, su funcionamiento y operación.

Incentiva a seguir aprendiendo

Uno de los aspectos más importantes de este tipo de textos está relacionado con el equilibrio que existe entre la información que se proporciona y cómo es capaz de de incentivar al lector, en este caso en su mayoría a los estudiantes, a que sigan aprendiendo y continúen sus procesos de investigación. Esto se debe a un objetivo clave de no solo proporcionar información, sino de motivar el proceso de aprendizaje con un incentivo de investigación con la opción de resolver problemas, plantear situaciones y ampliarlos de inmediato.

Textos autodidactas

Existen algunos textos de esta modalidad en la que se reconocen libros para autodidactas, de manera que pueden usarse sin que sea necesario contar con la guía de un profesor. Una de las características principales de los texto didáctico autodidactas, tiene que ver con que usa un lenguaje mucho más cercano al lector y desarrollado de acuerdo al nivel de conocimientos técnicos que emplea, incluso este puede ser reducido o casi nulo. Es clave establecer un diseño intuitivo para guiar al lector en el proceso de enseñanza, acompañado de consejos prácticos e información esencial para facilitar su recorrido.

Recursos complementarios

En la actualidad, los textos didácticos se han reforzado con una serie de recursos que permiten ofrecer otras formas de seguir aprendiendo, como lo son los sistemas multimedia, CDs, entre otros. De esta manera, el texto, en su contenido, puede apoyarse de manera dependiente o no, en este tipo de elementos que permiten reforzar su contenido educativo.

¿Cómo se estructura un texto didáctico?

Ahora bien, para conocer cuál o cómo se estructura un texto didáctico, es necesario revisar en profundidad cómo están divididos sus contenidos, pues de hecho comparte características con otros textos como los textos científicos o los textos expositivos, de los que hablamos en otro apartado.

Una de las características más importantes del texto didáctico, está relacionado con la estructura que maneja para la organización de la información, pues se acoge a un esquema muy preciso que tiende a cumplirse en la gran mayoría de ellos. De acuerdo a esto, podemos identificar los siguientes elementos:

Prefacio

También conocido como presentación, encontramos en esta sección la explicación general sobre la cual se realiza el texto. Es decir, en el prefacio, se presenta cuál es la finalidad del texto didáctico, el público al que va dirigida, los objetivos docentes que aguarda, la forma en la que estará organizado el texto, los temas y sus componentes, entre otros. Esta sección también suele incluir una guía sobre la cual el lector podrá usar el texto.

Estructura temática

En la segunda parte encontramos la zona en la que se exponen de manera concreta los temas que se van a desarrollar y los contenidos que irán ligados a ellos. Esta sección también presenta un texto introductorio a cada uno de los temas que se van a tratar en profundidad más adelante.

Desarrollo

En esta sección se empiezan a desarrollar en profundidad cada uno de los temas que se han mencionado en las partes iniciales. Cada tema estará acompañado de una estructura determinada seguida de una complejidad gradual de acuerdo al campo sobre el que se brinde la información.

Actividades y ejercicios

Muchos textos didácticos contienen una sección diseñada para que el lector pueda comprobar su proceso de aprendizaje, reforzar conceptos y poner en práctica la información que se le ha presentado con anterioridad. Es por ello que en el área de actividades y ejercicios, se aplican todos los conocimientos que se desarrollaron en la lectura del texto didáctico. Algunos de estos textos contienen una hoja de soluciones donde se ofrecen las respuestas correctas.

Ejemplo

Resumen

Algunos textos didácticos suelen incluir en la parte final una sección dedicada a resumir y presentar los aspectos más importantes sobre el tema que se desarrollo en la obra o bien, reunirlos de manera general para explicar puntos esenciales de cada uno de los temas si se trata de un texto más amplio.

Glosario

Los textos didácticos incluyen en la sección final de su obra, un glosario, en el cual reúne la terminología específica que se manejó a lo largo del texto y que puede ser desconocida o bien, que precisa un refuerzo para continuar con el aprendizaje. Aquí también es posible encontrar una introducción a nuevos términos en los que se facilita la comprensión de los conceptos tratados.

Bibliografía

Por último, el texto didáctico incluye una sección al finalizar el contenido, en el que se dispone de todas fuentes que fueron utilizadas con el fin de construir toda la estructura de información a lo largo del texto. De esta manera, los lectores tendrán de primera mano las bases desde las cuales se tomó la información y podrán consultarlas directamente si lo desean.

Ejemplo de texto didáctico

Como ejemplo de texto didáctico tenemos las enciclopedias, las cuales también han sido mencionadas en otros campos del texto. En particular, las enciclopedias hacen parte del texto académico debido a la información que ofrecen al público, la cual puede ser consultada por distintos lectores en los que pueden realizar consultas básicas hasta consultas mucho más complejas. En particular, las enciclopedias pueden enfocarse en un campo del conocimiento o incluir varios en su desarrollo.

Conocer cómo se estructura un texto didáctico es una de las claves más importantes para seguir de manera correcta la información que nos brinda y que, de esta manera, cumpla su objetivo de enseñanza. Es por ello que esta información es importante no solo para desarrollar este tipo de textos, sino también para saber cómo usarlos. Si quieres conocer más acerca de otros tipos de texto, sus funciones, características, tipos y más, recuerda que en nuestra sección de Literatura contamos con una gran cantidad de información disponible.