Saltar al contenido

Autobiografía: qué es, definición, características, cómo escribir una autobiografía

¿Qué es la autobiografía?

Es una narración acerca de la vida de una persona que escrita en su totalidad por ella misma, siendo la principal razón por la que se distingue de la biografía. La autobiografía es uno de los subgéneros del género didáctico en el que el autor da cuenta de sus experiencias en vida abarcando desde su nacimiento, hasta su momento en la actualidad si así lo desea. 

Con frecuencia dentro de la autobiografía pueden estar presentes otros subgéneros de su mismo género o no, como lo son la epístola, las memorias, los diarios, etc. 

Conoce más sobre el género didáctico

Significado del subgénero autobiografía

El término procede del inglés autobiography, el cual nace como un neologismo durante los primeros años del siglo XIX. Se considera que el término es usado por primera vez por Robert Southey un reconocido poeta y biógrafo de la época, que mencionaría el término en un artículo hacia el año 1809. Sin embargo, muchos expertos consideran que el término sería nombrado mucho antes. 

Definición del subgénero autobiografía

La autobiografía puede definirse como un texto en el que se narran episodios de la vida escritos por quien los vivió propiamente. En la autobiografía se hace énfasis en situaciones determinantes de la vida del autor. A menudo se discute su relación y vínculos entre la literatura y la historia. 

Historia y origen de la autobiografía

Antes de que apareciera el término propiamente definido, durante la antigüedad ya se habían empezado a realizar textos de este tipo, aunque no consideraban todas las características de la autobiografía que consideramos en la actualidad. Una de las obras más importantes y que se considera como precursora del subgénero recibe el nombre de Las Confesiones de San Agustín. 

autobiografía

Características del subgénero autobiografía

Veamos las características clave de este subgénero didáctico: 

Vida del autor

Otra de las formas con las que se ha definido la autobiografía está relacionada directamente con una forma de confesión, pues se considera que la autobiografía es una revelación de la vida íntima contada en primera persona que el autor hace de su vida y obra, cuyo contenido personal permite aumentar la profundidad de su vida con el lector. 

Es importante tener en cuenta que siempre, en la autobiografía, será el autor dando cuenta de su vida en el texto, por lo que se convierte en el centro de la misma historia. 

Estructura flexible

Otro de los aspectos que es importante mencionar es que la autobiografía cuenta con una estructura que le permite al autor poder usarla a su modo, de manera que no está sujeto a un esquema definido, sino que, puede acomodar la información como mejor le parezca. De otro lado, también tiene la libertad de elegir el tipo de lenguaje que va a usar para narrar su autobiografía. Mucho de esto es evidente en autobiografía publicadas en las que se pueden observar rasgos cómicos dentro del texto, así como otras muy tristes y nostálgicas. 

Extensión de la autobiografía

Debido a que se trata de una estructura completamente libre por parte del autor, la extensión también se maneja con total libertad, razón por la que no existe una extensión fija determinada que establezca de cuánto deba ser. 

¿Cómo escribir una autobiografía?

Ahora que hemos visto todo lo relacionado con la composición y aspectos de la autobiografía, es hora de revisar cómo podemos empezar a escribir una. Para ello debemos tener en cuenta lo siguiente: 

  1. Realizar un esquema 

Lo primero que se recomienda hacer es que, teniendo en cuenta que no existe una estructura definida que rija el orden del contenido que va a tener la información de la autobiografía, es necesario consolidar un esquema que, a grandes rasgos, nos permita poder tener un panorama general de los eventos y períodos de mayor importancia dentro de la historia. 

  1. Agregar anécdotas

Frente al esquema anteriormente planteado, es necesario agregar a ello, a partir del recuerdo y de momentos específicos, los recuerdos, las experiencias que son determinantes para la toma de decisiones y los giros que suelen darnos entorno a una situación determinada. Por ello, no basta con tener un panorama general, sino que debe estar nutrido por experiencias divertidas, tristes, complejas, etc, que complementen aquellos hechos. Esto, además, servirá para ir definiendo el tono que tendrá la autobiografía. 

  1. Empezar a escribir 

Cuando se tenga esta información y puntos listos, es momento de empezar a escribir. Elige el punto desde el que quieres narrar la historia, no necesariamente debe ser desde el nacimiento, momento del que nuestros recuerdos son pocos y lo que conocemos es dado por parientes cercanos que nos vieron crecer. Puedes elegir otro momento de tu vida desde el que haya un mayor nivel de consciencia para probar. 

Ten en cuenta que el texto debe estar construido en primera persona, de manera que se debe redactar desde el “yo”. 

  1. Considera el contexto 

Un elemento base que es de gran importancia para el desarrollo de una autobiografía, es el contexto. Esto quiere decir, desde el momento y lugar histórico en el que se vive, por ejemplo, dado que permite ubicar al lector y de hecho, permite referir y considerar inclinaciones y consecuencias de decisiones y eventos que se tuvieron que vivir. Esto, de otro lado, agrega un contenido de interés fundamental para mantener la atención del lector. 

  1. División de la autobiografía

Aunque esto dependerá del estilo como escritor, muchos autores realizan la división del texto a partir de capítulos o de apartados por los que vaya siguiendo la ruta el lector. Esto puede ser útil como punto de referencia también para el escritor, donde puede dividir no sólo los momentos de su vida, sino investigaciones y todo tipo de anexos que quiera incorporar a los momentos. 

Recuerda que siempre una buena ayuda es leer autobiografías publicadas de figuras importantes o relevantes en la historia (más adelante te dejamos un fragmento y autores que puedes revisar), esto servirá para tener una idea previa acerca de las posibilidades de escritura que pueden estar presentes en la autobiografía y cómo puedes imprimir tu propio toque en su desarrollo. 

Autores y obras más importantes

Algunos de los autores y escritores más importantes del subgénero, debido a la compilación de información y el reconocimiento que recibieron sus obras como autobiografías, son: Santa Teresa, Giacomo Casanova, Jean Jacques Rousseau, Johann Wolfgang, Thomas de Quincey, Francois René de Chateaubriand, León Tolstoi, José Zorrilla, André Gide, Stendhal, entre otros. 

Ejemplo del subgénero autobiografía

Una de las obras más importantes de este subgénero es la obra titulada Las Confesiones de Agustín de Hipona, considerada la principal exponente de la autobiografía. Este es un fragmento de la obra: 

“Estaba yo diciendo esto y llorando con amarguísima contrición de mi corazón, cuando he aquí que de la casa inmediata oigo una voz como de un niño o niña, que cantaba y repetía muchas veces: Toma y lee, toma y lee. Yo mudando de semblante me puse luego al punto a considerar con particularísimo cuidado, si por ventura los muchachos solían cantar aquello o cosa semejante en alguno de sus juegos, y de ningún modo se me ofreció que lo hubiese oído jamás. Así, reprimiendo el ímpetu de mis lágrimas me levanté de aquel sitio, no pudiendo interpretar de otro modo aquella voz, sino como una orden del cielo, en que de parte de Dios se me mandaba que abriese el libro de las Epístolas de San Pablo, y leyese el primer capítulo que casualmente se me presentase. Porque había oído contar del santo abad Antonio, que entrando por casualidad en la iglesia al tiempo que se leían aquellas palabras del Evangelio: Vete, vende todo lo que tienes y dalo a los pobres, y tendrás un tesoro en el cielo, y después sígueme, él las había entendido como si hablaran con él determinadamente, y obedeciendo a aquel oráculo, se había convertido a Vos sin detención alguna.”